Se juega de tres maneras diferentes y cada una de ellas se enfoca en estimular un área distinta: el lenguaje, la motricidad y la sensorialidad. Para esto se cuenta con un octaedro y diferentes grupos de tarjetas. En todos los casos es importante reforzar los logros y desestimar los errores. Si una modalidad de juego no le interesa al niño, se puede continuar con otra, siempre y cuando se logre establecer una conexión con él.  El juego incluye unas tarjetas en blanco para que puedan ser personalizadas teniendo en cuenta lo que le gusta y atrae al niño. Estas tarjetas se pueden sumar a las ya existentes para cada modalidad de juego, aumentando y enriqueciendo la variedad de estímulos y haciendo que el juego sea único, igual que cada niño.

Forma de juego

Se trabaja sobre la motricidad y la coordinación de movimientos, imitando las acciones y emociones que proponen las tarjetas. Para eso se juega con el octaedro y el grupo de tarjetas "Acciones y emociones": 

Abrazar | Saltar| Correr| Aletear| Contento| Triste| Sorprendido| Enojado. 

1. Para comenzar a jugar se adhieren las tarjetas al octaedro, alternando emociones y acciones. 


2. Se arroja al aire el octaedro.


3. El jugador imita la acción/emoción que salió elegida haciendo foco en la teatralización.


4. Se entrega el octaedro a otro participante (transferencia de objetos) y se repite el juego.

Estimulación motriz

Estimulación del lenguaje

Se trabaja sobre el concepto de asociación y verbalización, vinculando escenarios con los objetos que se encuentran en dichos espacios. Para esto se usan el octaedro y las tarjetas: "Escenarios" y "Objetos".  Vamos a encontrar 8 escenarios diferentes, los cuales tienen asociados 3 objetos (siendo posible asociar un mismo objeto a diferentes escenarios):

 
Cocina: cuchara, olla, heladera |Baño: inodoro, cepillo de dientes, papel higiénico |Habitación: cama, remera, juguetes|Comedor: sillón, mesa, silla |Calle: auto, semáforo, bici |Plaza: árbol, perro, sol |Playa: pelota, ojotas, pez|Montaña: montañas, pulóver, pájaro.

1. Para comenzar a jugar se adhieren las tarjetas "Escenarios" al octaedro y se dispersan por el piso todas las tarjetas de “Objetos”.

2. Quien guía el juego lo inicia arrojando el octaedro al aire. 

3. Al caer, una cara quedará indicando el escenario al cual hay que vincularle los objetos. Esta búsqueda asociativa es realizada entre el niño y el adulto. Una vez que se le haya asociado al menos un objeto al escenario, cambia el turno de quien arroja el octaedro al aire. Para reforzar el aprendizaje, se hace hincapié en que el niño verbalice las palabras que se encuentran en el pictograma, de esta manera se ayuda a vincular los dibujos con las palabras (conceptos abstractos).

Para trabajar sobre la estimulación sensorial se utiliza el concepto de terapia de texturas. Para eso vamos a jugar con el octaedro y el grupo de tarjetas: "Texturas". 

1. Para comenzar a jugar se adhieren las tarjetas de textura al octaedro.


2. Se acompaña al niño en la interacción y exploración de lo que siente y experimenta con cada textura, haciendo girar el octaedro entre los dos participantes.

Estimulación sensorial

 
 
 
  • w-facebook
  • Twitter Clean
  • White Google+ Icon

© 2018 por Coco Porotto. 

Producto Nacional
Todos los juegos están hechos a mano, 
con mucha dedicación y amor
This site was designed with the
.com
website builder. Create your website today.
Start Now